Todos se rien de mi por ser diferente, yo me rio de ellos por ser todos iguales..

El domingo estaba leyendo un periódico de tirada nacional y casi entro en shock. Muy fuerte. Resulta que en la sección de Madrid siempre vienen los fallecidos el día anterior, con su edad. A mí me parece morboso pero no puedo evitar echar un vistazo, soy así, es superior a mis fuerzas no mirar. Pues bien, no sé si es que antes no me había percatado del detalle o que es un servicio relativamente nuevo, el caso es que al lado del nombre y edad del fallecido había un código. Algo así:

Nombre del fallecido, edad SMS 4756

Y debajo de la lista de fallecidos un anuncio que decía algo así: Si quiere enviar sus condolencias a la familia del fallecido envíe por favor un mensaje al número 9999 con el código correspondiente.

Sin palabras. Me quedo sin palabras. Supongo que no estoy preparada para este mundo :)

Estuve viendo más tarde (es lo que pasa cuando no hay fútbol, que me pongo a hacer cosas raras, ja ja), un vídeo sobre una presentación que hizo el gurú del marketing Seth Godin hace unos años con respecto a la publicidad. Nunca había oído hablar de este personaje y fue Jaume Clotet el que me linkó a su blog porque daba muy buenos consejos para hacer presentaciones interesantes y sobre todo personalizadas. Esto fue la semana pasada. Pues bien, de repente leo un interesante artículo de Enrique Dans en el que habla de un nuevo libro de este autor.

Obviamente mi interés crecía de manera proporcional a lo que leía sobre él y la presentación que amablemente nos dejaba Alberto me dejaba sin palabras.

¡Otra vez sin palabras! ¡Y quien me conoce sabe que no es fácil!

Seth Godin es un crack. Es un provocador. Y lo sabe. Y transmite. Eso es lo que hace que conecte con tanta gente, realmente lo que dice no es nada nuevo, lo novedoso es la forma de contarlo, con grandes dosis de sentido común aliñado con un descaro que hace que se disfrute cada segundo de su charla, o de sus artículos en su blog. Y me recordó al ídolo. Verle en Barcelona el pasado junio fue para mí un lujo, porque es cierto que la analítica web tiene un montón de gurús y de buenos profesionales que nos hacen evolucionar a través de sus presentaciones y de darnos la vuelta sobre la forma de pensar que tenemos de este tema, pero Avinash es algo más. Soy su fan, ya sabeis :)

Y ambos me han enseñado que es cierto que hay que tener un modelo, saber por dónde empezar y con qué herramientas cuentas en cada momento del camino. Pero luego, para poder transmitir lo que haces, lo que puedes aportar, hay que ser innovador, no hay que quedarse en la report squirrel sino ser un report ninja (Avinash) y mostrar los datos con descaro, incluso con provocación, pintarlos de púrpura :) (Seth). Porque me he dado cuenta de que por mucho análisis que se haga, por mucha precisión de los datos, por mucho buen consejo que se adjunte… si no hacemos que llame la atención y que se hable de ello… malo, no sirve para nada.

Cada mes mando el report que os enseñé sobre la actividad en el site. Cada mes lo llamo el VENI VIDI VICI. Pues ya lo llaman así, a lo Paco Martinez Soria, el “venividi”… Es cuestión de plasmar la información de manera diferente, de conectar con el que recibe la información, de llamar su atención, de ponerle un nombre original que a su sola mención ya se sepa de qué se habla.

Seth Godin dice que es mejor hacer un anuncio malo a uno bueno dentro de la media, que hay que distinguirse. Y el poder enviar SMS a familiares del fallecido a través del periódico llama la atención y logra ser distinto, independientemente de que consigan su objetivo (que supongo que será conseguir muchos SMS) o no. Por lo menos, se habla de ellos. Siempre ha vendido el morbo. El problema es que la analítica web es poco morbosa :) o no?

Etiquetas: